Páginas vistas en total

sábado, 18 de agosto de 2012

PuertoArial.com

Para seguir mis historias, de relatos, cuentos, poemas, amigos, noticias, cosas locas, entrá acá:


www.puertoarial.com

sábado, 12 de noviembre de 2011

Viento Suave

stream este
Viento suave
Las ramas del árbol se mecían tranquilamente, el aire del monte, un extenso monte, impregnaba de aroma el ambiente con su natural perfume, ese olor a verde, a gramilla, a pino, a menta. Muy cerca, un pequeño arroyo irrumpía el silente estado natural, y su agua armonizaba como una melodía precisa…la conjunción perfecta para admirar y disfrutar de un día al aire libre.
Corina y Marcelo, extendieron la manta, junto a ese arroyo, de dentro de un bolso sacaron; pollo frío, ensalada y agua saborizada, una vez que se acomodaron, se sentaron uno en cada punta y se dispusieron a almorzar.
-No puedo creer que seas tan bonita, estoy enamorado de vos, yo haría cualquier cosa por vos, sabelo. Recuerdo ese día que te conocí, recuerdo a tu novio, como luche para que seas mía.
-Desde el primer día que te vi, me enamoré, amaba tanto a mi novio, pero mi corazón se hizo a un lado, y ese lado eras vos, además sos muy lindo. Dijiste que harías cualquier cosa por mi…bueno, quiero que nades desnudo en el arroyito.
-No me podes pedir eso, ¿y si viene alguien?
-Jaja, no anda nadie por acá.
Sin mas preludio, se sacó todo y se tiro al agua, el agua llegaba hasta la cintura, el se sumergió debajo de ésta y cuando salió, vio a Corina, que también se quitaba la ropa y corría hasta allí.
-Que lindo, los dos solos, desnudos, la naturaleza, qué más se puede pedir…tu pelo mojado resalta tu belleza, y el agua mojando tu cuerpo, me excita mucho.
-Me doy cuenta…je, pero está muy frío tu…ah, es un brazo!!!
En cuestión de segundos salieron del agua y observaron que, después de remover el agua, como salió a flote ese brazo, ya de color pálido, era un miembro cercenado y casi despedazado, a los pocos metros reflotó otro brazo, un torso, otro torso, manos, y el hermoso arroyuelo se tiñó de rojo, y se regó de partes de cuerpos. Ella gritaba y el se tomaba la cabeza, preguntándose que estaba pasando.
Rápidamente intentaron vestirse, ella se puso la ropa interior y el también, sólo el calzoncillo, pretendió ponerse el pantalón, saltaba con un solo pie, y fue lo último hizo, todo oscureció para él.
Un fuerte dolor de cabeza lo abrumaba, quería ver donde estaba y qué había sucedido pero solo distinguía figuras difusas y confusas, de a poco se aclaraba, vio un hombre, alto, de contextura robusta, con un delantal verde manchado de sangre, un jean azul desgastado y mugriento, en los ojos llevaba unas antiparras, sentado debajo de un árbol, otro tipo, alto, un poco más flaco, éste llevaba como delantal un nylon transparente, también manchado de sangre, y sentado en un tronco, con una gorra que tenía bordada una pelota de fútbol, un joven de unos quince años, de contextura pequeña, se hallaba observando el cuerpo desnudo de su novia, Corina, indefensa, desvanecida y él no podía moverse, estaba atado, en calzoncillos con una cadena con un hierro hundido en la tierra sin poder zafar.
-Qué miras hijo, ¿queres hacerlo de nuevo? Jajaja ni cuenta se dio la pobre –Al sonreír el horrendo hombre del delantal verde, se notaron la carencia de la mayoría de las piezas dentales.
-Dejalo papá, no ves que todavía no es un hombre –Objetó el que tenía el delantal transparente –Prosiguiendo –Vamos a matarlos y ya.
-No te apures hijo, vamos a jugar un ratito con estos dos, mirá que lindos que son, éste ya está despierto.
Vamos a hacer lo siguiente; a él lo vamos a soltar, y de alguna forma tiene que venir a rescatar a su amada, tiene exactamente dos horas, pero…no va a ser tan fácil… - Se acercó corriendo hasta donde estaba el joven y le abrió con un bisturí la planta de los pies, y entre sus dedos, el chorro de sangre Salió de inmediato y el joven gritó desgarradamente, el dolor casi lo hace perder la conciencia pero pudo sobrepasar el momento. Ellos lo soltaron, le dieron el pantalón y le dijeron que corra, que se valla, hulla o que vuelva a rescatar a su amada. Lo hizo, se alejó unos cuantos metros, se detuvo, se quitó el pantalón, la ropa interior e hizo con ésta una especie de vendaje para cubrir la herida, divisó el arroyo, se acercó, se quitó el vendaje por un rato y se lavó bien, los cuerpos aún seguían flotando allí, además, oculto debajo de una piedra notó algo extraño, era una billetera, la abrió y se encontró con unas fotografías, sus ojos se agrandaron completamente, por dentro lo invadió una trémula sensación, sintió ganas de llorar, pero se contuvo, ahora debía pensar como llegar hasta su novia. La ciudad estaba muy lejos, a más de dos horas (era el tiempo que le dio el tipo) y la sangre de sus pies, si bien estaba protegido, pero la sangre igual brotaba, aprieta bien el nudo del torniquete…y escucha como una ramita se quiebra, ese sonido lo desbordó por completo y el miedo se profundizó, gira su cabeza orientada desde donde vino el ruido, y al ver lo que vio quedó atónito estaban los dos hombres el del delantal verde manchado y el de delantal transparente, (faltaba el más joven) el primero sostenía entre sus manos una motosierra y el otro un hacha de considerables dimensiones…no lo dudó, se tiró al agua y comenzó a nadar por debajo, aguantó la respiración como nunca antes lo había hecho, hasta que encontró un remanso, una especie de quiebre en la tierra, un hueco que le sirvió para esconderse y por supuesto respirar, intentaba no exhalar tan agitado sino se iban a dar cuenta de que estaba allí, era un silencio atroz, hasta que la motosierra fue puesta en marcha, ese sonido parecía provenir del infierno, no tenía eco ni variaciones, un sonido lineal y exagerado, mientras gritaban.
-¡Dónde estás galán, no temas, no te vamos a hacer nada…jajaja!-Era el de la motosierra o sea el padre.
Mientras el seguía escondido, el agua se sosegó, era como que la débil corriente del arroyuelo se había congelado…abruptamente, desde el fondo, reflota una cabeza, era un hombre, el hedor que emanaba lo hizo vomitar y la sorpresa que le provocó todo fue un catalizador para que quedara al descubierto y salir corriendo de allí.
Corrió por el monte sin pausas, por varios minutos ellos lo siguieron, recordó ese camino, era el mismo para poder volver a donde estaba su novia. Agarró un gran tronco del suelo y se escondió detrás de unos arbustos, lentamente se fueron acercando los hombres…le pegó con el palo al que sostenía el hacha y rápidamente agarró el hacha y le cortó la yugular al de la motosierra, mientras este moría desangrado, pues no había alcanzado a cortarle la cabeza, el otro intentó reponerse, el joven sin ningún reparo, y de una sola vez, un certero golpe, le hizo un tajo en el cráneo, el hombre lo miraba, se arrodilló, la sangre caía a borbotones, abrió sus manos, gesticuló una sonrisa y pereció. Marcelo se quedó unos instantes para corroborar su muerte…no hay dudas…
Cuando llegó su novia estaba consciente, el más joven de los asesinos no estaba, corrió apenas y llegó hasta donde estaba ella, la miró, ella lloriqueaba, estaba cubierta con un manta, dejó el hacha unos metros atrás.
-Por fin amor, viniste, no sabes las cosas que me hicieron.
- Si, lo se pero ya estoy acá, ya pasó.
La abrazó y desde el pecho brillo un cuchillo, ella lo sostenía con la mano izquierda, pero el se le adelantó, el todavía la tenía entre sus brazos, pudo hacer girar el cuchillo de la chica y se lo enterró en su estomago.
-Como lo supiste –Dijo con voz agonizante Corina.
-Cuando encontré una billetera, y vi una foto tuya besándote con otro hombre que después reconocí en el arroyo, era su cabeza, lo habían decapitado, era el mismo, entonces supe que vos eras la carnada.
Mientras hablaba, un dolor espantoso lo avasalló, sintió primero un calor sin igual y luego un frío tremendo, el más joven, con la misma hacha que Marcelo había asesinado a su padre y hermano, le cortó el brazo derecho, un chorro distante de sangre se abatió por todos lados, pero retomó fuerzas, se abalanzó hacia su agresor y cortó su estomago, fue tan grande la herida que los órganos quedaron expuestos…
Marcelo no resistió, fue mucha la sangre que perdió y murió…
El viento era suave esa mañana, ella, una hermosa joven rubia de pelos enrulados, besaba a su amado, con pasión, le propuso nadar desnudos y le prometió amarse dentro del arroyo, era un día esplendoroso, el joven se hunde en el agua por debajo ve como su novia desnuda se acerca, sale y quiera asustarla, al salir, cuatro hombres estaban allí parado, uno con una motosierra, otro con un hacha, y dos jóvenes más, ambos con un cuchillo, entre ellos estaba Marcelo.
…y la motosierra se pone en marcha.
FIn?
Gustó la historia de amor? No me van a decir que no fue linda, un poco diferente, en realidad es un poco para festejar noche de brujas o Halloween. Moraleja, si van de día de campo a un lugar solitario, ojo, no se metan al agua, y menos desnudos. Abrazos a todos.
Maxymo

viernes, 16 de septiembre de 2011

Imágenes

imagenes
Imágenes
I
Me gusta tomar fotos con cámaras antiguas, esas de rollos…
Un fogonazo de flash…
Y otro…
Es una escalera de un pequeño edificio…
Por el visor veía lo que iba a capturar…
El diafragma abría rápidamente…
Otra foto…
Otro fogonazo…
Ahora estoy en una hermosa plaza del pueblo, son casi las 19:00 hs, la luz de los faroles acompaña mis andanzas en esta casería de imágenes.
-¿Hola, me podrías decir donde hay un restaurante?
-Si señora, acá a la vuelta, enfrente del banco, esta el bar de Tito, hacen unos asados tremendos, pero abre a las 8 de la noche.
-Gracias, tomo unas fotos más y voy.
-Usted no es de acá ¿no?
-No, vengo de la Capital.
-¿Y cómo se llama?
-Rocío.
-Ah, chau.
-¿Vos cómo te llamas?
-Rodrigo.
Al darse vuelta para decirme el nombre, le tomé una fotografía.
Había alquilado una casa en ese pequeño pueblo, la gente era amable, pero ¿dónde estaban todos? Busqué una casa que se adapte a mis necesidades, tenía que tener una habitación demás para poder armar el cuarto oscuro y así revelar mis fotos.
Estoy sentada en el restaurante, el olor al asado me atrae, pero debo comer algo liviano, no quiero engordar. Los olores se entremezclan, el aceite quemado de las frituras se penetra en mi cabello y en la ropa, como nadie me atendía me fui rápidamente de allí.
Las luz roja me imposibilita ver en este pequeño cuarto, colgadas tengo las fotos que saqué hoy, mi primer día en el pueblo, aun las imágenes no habían aparecido, no tenía ganas de esperar, estaba cansada y me fui a dormir, al otro día las miraría para corroborar lo que se hablaba de ese pueblo, los extraños acontecimientos que ocurrían allí…
II
Una joven sentada en el primer escalón de aquel edificio que tomé la foto, una plaza atestada de gente, y el niño, al que le pregunté donde encontrar un restaurante, no estaba en ninguna de esas fotos, pero si mucha gente a su alrededor, gente que yo no había visto en ese momento, no estaban allí cuando tomé las fotos, quedé impresionada por lo que estaba viendo, pero observé en su semblante, el de las personas en la fotografía, y no noté nada extraño en ellos, parecía como si fueran personas vivas, ya que a mi entender, ellos eran espíritus, personas muertas que aun no se han ido al más allá.
Sentí un cosquilleo en el estómago, de seguro era hambre, al salir a la puerta para ir hasta el almacén de la esquina, pasa el niño, Rodrigo, entonces le pido que me haga el favor de traerme una ensalada mixta.
-Estaba cerrado señora –Me dijo al volver.
-No importa, ya no tengo hambre, y no me digas señora, soy joven ¿vos comiste?
-Mas o menos, creo que estoy bien así.
-¿Vivís por cerca de acá?
-Acá está todo cerca, pero si, a dos cuadras. Usted, perdón, ¿vos viniste por las cosas raras que suceden en el pueblo?
-Si, ¿sabes algo?
-No mucho, pero dentro de unos días te vas a dar cuenta lo que realmente pasa.
-¿Por qué lo decis?
-Me tengo que ir, deben estar preocupados.
-¿Tus padres?
-Chau, nos vemos –Y se fue sin responderme la pregunta.
El sol lentamente se ocultaba en el horizonte, salí hacia el centro de la ciudad para tomar otras fotografías, no se si la gente dormía la siesta extendida o qué, pero no había nadie, parecía un pueblo fantasma.
Me pongo a mirar nuevamente por el visor de la cámara (siempre dejo activo el flash, para sacar fotos más nítidas) y el fogonazo, si bien no era tan evidente pues algo de la claridad del día todavía quedaba, iluminó rápidamente un lugar donde había un hermoso plátano con algo de sombra, al estar mirando por el visor, momentáneamente pude ver a las personas, eran unos jóvenes besándose debajo de aquel árbol, pero ellos no se daban cuenta de que yo estaba allí “De seguro son espíritus” me dije. Fui hasta otro árbol cercano donde ahí había más sombra puesto que la copa era más tupida, vuelvo a observar por el visor y aprieto el disparador, y vi unos niños jugando sobre el árbol…
-Amor viste un reflejo, como un flash, es extraño.
-Seguro que te pareció, o fue el espejo de algún auto que reflejo el sol, quedate tranquila.
-Mati, Mati, quién sacó una foto, escuchaste el ruidito de la cámara.
-Nadie, nadie Tomas, dejate de joder y vamos a casa que mamá nos debe estar esperando, es tarde.
“Rocío ignoraba las conversaciones de esa gente, para ella no había nadie”
-Hola Rocío, y ¿descubriste algo?
-Rodrigo me podes decir qué pasa aquí.
-Yo me di cuenta hace unos días, porque ellas me dijeron.
-¿Quiénes son ellas?
-No se, dicen que las manda Dios, y que tengo que ayudarte en la transición.
-¿Qué transición?
-Vos estas muerta como yo ¿no te acordas de nada?
-Cómo, no es cierto, yo estoy viva.
Entonces como un cimbronazo en todo mi cuerpo, caí en la cuenta, muchos indicios me hicieron saber la verdad; las personas que fotografié, eran normales… el pueblo vacío… y sólo podía verlos con el flash… y muchas cosas más.
Fui corriendo hasta la casa donde estaba parando, y cuando entré me encontré con una desolación total, las paredes con telas de arañas, parecía estar abandonada hacia mucho…
Corro nuevamente, me paro frente a una vidriera espejada, y lo que ví me dejó espantada, era yo en el reflejo pero con mi rostro desfigurado, la cara llena de sangre y el cráneo abierto, no entendía como podía andar así, a mi lado aparece Rodrigo, y ahora lo que veía era la realidad, nuestra realidad, la mía y la del niño, giro la cabeza para la calle, y la gente pasaba desentendida de lo sucedido, nadie nos podía ver, algunos atravesaban nuestros cuerpos…
-Tenemos que irnos porque se van a enojar.
-¿Quiénes?
-Ellas, ya te lo dije.
“Rocío se puso triste, pero al rato su rostro cambió, sentía paz, se sentía libre al fin, miró al niño, lo tomó de la mano, le pidió perdón y se fueron para siempre…
Ellas aguardaban por ahí, ¿serían Ángeles, demonios..?”
El viento soplaba más fuerte que nunca ese día en el pueblo, un diario en el piso que se arrastraba por el suelo soplado por el viento decía; muere fotógrafa en accidente de tránsito, ella se llamaba Rocío Spataro, las autoridades policiales informan que un niño de nombre Rodrigo Suárez, cruzó la ruta en una bicicleta, que al esquivarlo perdió el control del vehiculo y embistió al niño, ambos murieron en el acto.
Se dice que una gran cantidad de personas en el pueblo, habían visto fogonazos, pero todo quedó en una leyenda de pueblo, y la vida transcurría normalmente.
Fogonazo…
Otro fogonazo…
¿Lo ves?
O es sólo una imagen de tu realidad ¿quién sos?
A veces vemos lo que queremos ver y otras tantas somos ciegos de nuestra propia verdad.
huanco matiasHacemos algo? Si? sólo mirar y avisar, no cuesta nada
los datos acá


domingo, 4 de septiembre de 2011

Alma

auriculares
Este cuento me valió el segundo premio del certamen Latinoamérica Escribe año 2010 y mi pequeña hija, por otro cuentito fue finalista, la emoción más grande fue la ovación que recibió mi pimpollo por ser tan pequeña y que halla sido finalista, casi lloro. Gracias.
Alma
Cada paso que damos es simplemente una reminiscencia
de lo que fue escrito antes de nacer y ser.



Sentada en un banco de la plaza, Alma escuchaba en sus auriculares una música chillona, parecía griterío de pájaros alborotados. Ella flotaba en su mundo, quería aturdir sus pensamientos y desgastar su estúpida obsesión por el conocimiento infinito, su anhelo era absorber los secretos de la humanidad y los secretos de «El Todo».
Durante años se dedicó a leer páginas y páginas de libros, obras magistrales, manuales de ciencia, de matemáticas, de literatura y textos antiguos.
Se interesaba demasiado por las cuestiones del ocultismo y la cientología, pensaba que atrayendo fuerzas ocultas, su sabiduría se elevaría más allá de los estratos terrenales y esperaba una transformación, transformación que consistía en abandonar su conciencia obsoleta e ignorante y ser el espejo de Dios, semejar a su entendimiento y deidad y lo iba a lograr, a cualquier precio.
La música retumbaba en torno a Alma, la plaza olía a pasto recién podado, y el atardecer no era lejano. De a poco el oscuro manto nocturno disipaba el claro cielo indeciso entre nubarrones remolinantes y sol valiente.
Alma sintió que los párpados le pesaban un poco, el sueño ganaba terreno y el mundo se desvanecía lentamente.
-Hola, me llamo Víctor, y tú ¿cómo te llamas?
El hombre apareció de la nada sentado al lado de ella portando sobre sus ojos unas gafas intensamente oscuras.
-¿Quién… quién… es usted?
-Te repito; Víctor, se que te llamas Alma, lindo nombre, refleja misticismo. Alma ¿cuál es tu deseo más preciado?
-Perdón, pero yo a usted no lo conozco. Y… ¿cómo sabe mi nombre?
-Se muchas cosas que debo saber y se demasiado de los deseos humanos, ¿tú que crees?
-Creo que usted es un degenerado que se quiere aprovechar de mí.
-Mira, te diré algo, un gran acontecimiento va a ocurrir antes de que amanezca y tú serás la protagonista, eso sí, antes deberás responder una pregunta, si la respondes bien, te permitirá deshacerte de tus harapos neófitos, antes de que salga el sol. ¿Aceptas?
-Como se que no me está engañando y usted es un loco suelto con intenciones perniciosas.
-Es fácil, cuando levante la mano, la música que escuchas se acallará, y el aparato emitirá un sonido desconocido.
El extraño levantó la mano, y por los auriculares se oyeron como ecos de lamentos de personas agonizando, rápidamente Alma se quitó los audífonos de sus oídos y oprimió su sien para acallar los recuerdos de ese ruido extraño y perturbador que le retumbaba la mente.
-¿Qué me hizo?
-Ahora crees que todo es posible, crees en lo que soy. Aceptas el trato, te hago la pregunta, que tal vez puede que sea un intercambio de favores, yo entrego lo que quieres, y tú, simplemente… pido un pequeño resarcimiento a cambio.
-Usted quién es ¿el diablo?
-No, soy… pronto lo sabrás.
-Mi pregunta es ¿en esta existencia quién hace los milagros? –Continuó el extraño.
-Me parece muy fácil. Si respondo bien, ¿promete concederme la sabiduría de «El todo»?
-Si, ya lo dije.
-Está bien. Se que santos y beatos se le han adjudicado milagros, pero principalmente, el ser más milagros o los seres más milagrosos son Dios y Satanás cada uno en su cielo y en su infierno.
-¡Bien, has respondido correctamente a mi pregunta, todo el mundo contesta dios y los santos, aunque Satanás también hace milagros..! Ahora… ves esa mujer que cruza por el medio de la plaza, ve y pregúntale si ama a Dios, pero no esperes la respuesta, retírate antes.
-No entiendo nada, ¿tan fácil es?
Así lo hizo, se dirigió hacia la mujer, hizo la pregunta y retornó donde estaba el extraño de gafas oscuras, la mujer la miró por unos instantes y continuó su camino. Por la avenida que circundaba la plaza, los autos circulaban velozmente, la mujer miró hacia ambos lados, y cuando se dispuso a cruzar una motocicleta que transitaba a excesiva velocidad, pierde el control y atropella a esa mujer hiriéndola de muerte.
-Usted es un maldito, mire lo que me hizo hacer, si yo no hubiera retenido a esa pobre señora ella hubiera cruzado la calle antes y no habría pasado esto ¿Está muerta?
-Si, está muerta. Te recuerdo que aceptaste y tu palabra selló nuestro pacto. Ahora obtendrás tu tan merecido obsequio, sabrás cosas que nunca antes habías sentido, inimaginable para tí y más aún te asombraras.
-Apúrese, que valga la pena mi recompensa, fue demasiado éste día para mí.
-Está bien, lo sabrás, antes de que amanezca… -hizo una pausa el extraño- hoy morirás.
-Cómo que moriré, qué me está diciendo, qué pasa, no debía pasar esto, no, no, haga algo por favor se lo pido, lo único que yo deseaba era saber más ¿Cómo lo puedo evitar?
-Tu destino ya esta marcado, como esa señora, ella también sabía que iba a morir, sabía que una mujer le haría una pregunta «si amaba a Dios», pero no sabía como iba a suceder, ella lo deseaba, evocaba la muerte en sus rezos. Y tú ¿qué piensas?
-Perdón, pero yo no pedí esto, no quiero morir, quería el conocimiento.
-Ahí lo tienes, qué es lo más vano que el ser reclama, saber de su destino, y el saber es el máximo conocimiento, saber cuando vas a dejar de existir. Lo puedes cambiar, tu destino, tu final.
-Y cómo hago. Está bien ya no más, me marcho de acá, no estoy para estas tonterías. Adiós.
-Igual te lo voy a decir. Ves aquel hombre de traje sentado en el escalón de la fuente de esta plaza, ese hombre le apetece demasiado el dinero, ve hasta su lado y dile que un asaltante le va a robar todo lo que tiene y quédate allí.
Alma hizo todo lo que le dijo Víctor, luego de escucharla el hombre de traje la ignoró y se quedó en el lugar, Alma regresa hasta donde estaba el extraño y éste ya se había ido, observó 360 grados para ver si lo divisaba, pero fue en vano.
-Y ahora…
En ese preciso momento un disparo de arma de fuego quiebra la tranquila noche. El hombre de traje había sido herido. Alma se acercó hasta el lugar del disparo y el hombre agonizante le dice:
-Ese viejo maldito me aseguró que tú me mentirías, que una joven se acercaría a mí para distraerme así poder salvar su vida, y fue así, no le creí y ahora…
-Cálmate, ya viene ayuda ¿Tú querías morir?
-No, sólo soñaba con ser un héroe- Ese fue su último suspiro.
Alma sigue con vida, y pasa sus días al aire libre, sin pensamientos obsesivos y olvidando su anterior objetivo, ahora escucha la naturaleza en vez de música chillona, busca un amor en vez de «El todo» Jamás entendió aquel momento vivido, simplemente piensa «no hables con extraños, pues todo lo que te dice, se puede hacer realidad». Aquel hombre extraño, ese extraño de gafas oscuras, ese disfraz que vestía ocultaba su verdadera esencia, su verdadera verdad, su nombre; DESTINO.
Maxymo

miércoles, 6 de julio de 2011

Amanda

canstock1786782

c_cursor

Amanda

La niña, completamente calva, observaba la nada, sus grandes ojos azules no parpadeaban en ningún momento y su cabeza se mantenía erguida y firme sin aparente movimiento…el silencio era absoluto, sólo ella y el recuerdo de la existencia de la devastada raza humana y sus componentes. Como si fueran destellos, en su mente imágenes alternadas la azoraban, guerras, hambre, dolor, olvido, pestes, desolación, etcétera…su cabeza rapada, brillaba ante el extremo blanco de rededor, era un resplandor intenso con una luminiscencia prístina sin fin.

La objetividad era una empírica displicencia que jamás convergía de entre las dudas implícitas de lo que realmente existía, la verdad y el destino hacía tiempo que habían fluctuado en su trayecto y nada era creíble, ni las imágenes, ni la memoria. ¿Alguna vez habrá existido la niña calva? ¿Alguna vez ésta pregunta se habrá hecho?..pero ella seguía allí, sin paisajes en su entorno, solo un ruido monótono, un zumbido, oxígeno de alguna maquina insulsa, autómata y sistemática.

Pronto, la niña, movió hacia un costado la cabeza…y luego hacia el otro…un destello…miles de proyecciones confluían, animales, humanos, siluetas oscuras, ciudades, pueblos, colores…

Y al final, como un monitor holográfico apareció una leyenda junto a un titilante  cursor que esbozaba; Reiniciando Sistema y la niña se apagó para ser vida otra vez…nuestro mundo versión 2.0, año 2011, fue sólo una falla que duró 2 segundos, pero Amanda, inteligente sistema avanzado pudo solucionar el error de configuración y restablecer el algoritmo de la existencia universal.


     ...
    i:=1;
    read(n);
    while i < n do begin
       (*Continuity of life *)
       i := i + 1
    end;
     ...

Pero algo no fue detectado, algo profundo emergió desde un conjunto de números binarios algo con el suficiente poder como para colapsar la red neuronal de todo un sistema complejo... Amanda no lo detectó, ahora está mezclado entre nosotros,  es un pequeño pero letal virus desarrollado por un subsistema corrupto que va contaminando a cada uno de los programas, ese virus se llama Odio, y está entre nosotros cada vez más ramificado...End

Quién se anima a desglosar estas siglas A.M.A.N.D.A en un nombre individual por cada letra, siempre relacionado con el tema, eso si tienen ganas. Gracias.

Si tenes preguntas relacionadas con cuestiones informáticas, unite a mi página en facebook que te puedo ayudar, haciendo clic aquí...

jueves, 31 de marzo de 2011

The Walking Dead(Versión by maxymo)

The Walking Dead en FOX
(Imagen perteneciente a la FOX)

The Walking Dead

Primero hago una pequeña introducción de la serie original de AMC y emitido por canal FOX, basada en una historieta Creada por Robert Kirkman y dibujada por Tony Moore. Rick Grimes, un policía de una pequeña ciudad de Georgia en un procedimiento es herido de gravedad, lo internan en un hospital y cuando despierta todo era desolación, no había nadie por ningún lado, como puede sale al exterior y ahí se entera que un virus o algo que desconoce transformo a las personas en Muertos Caminantes, un mundo apocalíptico invadido por zombis, y que las personas al ser mordidas o tener contacto con la sangre de los zombies se contagian. El piensa que perdió a toda su familia, pero después de armarse y buscar, los encuentra, con la ayuda de unos amigos que se topa en el frenesí de la búsqueda y tratan de sobrevivir como pueden, acodos por estos Muertos Vivientes. Esta es la continuación narrada a mi manera.
Dejo claro que todos los nombres, ya sea de los personajes, del titulo y la historia en sí, le pertenece a AMC y la cadena FOX y al/los autores de la historieta a excepción del Mayor Lee, científicos y soldados, yo simplemente hago una continuación de la serie que finalizó en el 2010 y creo que seguirá en el 2011 (espero porque a mi y toda mi familia nos encanta)
Rick, devastado, sentado en un descampado, bajo un árbol a las afuera de Atlanta, al ver su familia masacrada por los caminantes, con los cuerpos diseminados alrededor, llegó a su límite, ya no quería vivir. Recorría con la mirada los cadáveres y se detuvo en el de su hijo, lo observó durante 10 minutos, a su vez notó como los caminantes se acercaban a él, eran cientos, el temor lo invadió, no tenía posibilidad de sobrevivir, le quedaba un solo cartucho, y tomó la decisión. Colocó su escopeta bajo el mentón, con el dedo pulgar acarició porque con el índice se le complicaba el gatillo, cerró los ojos y…
Sintió que flotaba en el aire, el seguía con los ojos cerrados, creyó que se elevaba a los cielos después de morir, pero no…Un Marín de los estados Unidos lo había amarrado y lo levantaba. El rotor del helicóptero producía un estrepitoso ruido, que lo ensordecía, abrió los ojos y vio desde el aire como los caminantes se amontonaban gruñendo desgarradamente, pudo ver a su familia por última vez, a sus amigos que quedaron muertos en el lugar.
Le entregaron un auricular y el que parecía ser el de más rango, le hace señas para que se lo coloque en las orejas, el ruido allí dentro no dejaba oír las palabras.
-Soy el Mayor Walter Lee.
-Que me importa quien es usted, no entiende, quiero morir, usted no entiende nada, me mordieron, estoy infectado –Respondió Rick.
-¿Cómo que lo mordieron, en que lugar? Preguntó el Mayor.
-En mi estómago, tenía en brazos a mi hijo que fue mordido por uno de esos hijos de perra, hasta que el se transformó, y me mordió el estómago, usted no entiende…lo tuve que matar con mis propias manos. Déjeme, déjeme.
-Espósenlo y sédenlo.
La claridad lo enceguecía, abrió por completo los ojos, quiso sentarse pero estaba amarrado a la cama se dio cuenta que estaba en un hospital militar, había mucho silencio pensó que todo empezaba de nuevo, pero no, el guardia abrió la puerta, y el Mayor hace su entrada.
-Buenas tardes señor Rick, disculpe todo esto pero era necesario, pensábamos que se estaba transformado y lo tuvimos que atar. Pero milagrosamente no pasó nada, hicimos un seguimiento de su vida en este tiempo, y supimos que estuvo en coma, que estaba conectado a un suero y un respirador y que de alguna manera, algo en usted lo volvió inmune, ya hemos tomado muestra de sangre, pero no podemos encontrar que produce su inmunidad.
Un científico con ropa de fajina, entra agitado a la habitación.
-¿Qué pasa doctor?
-Señor, descubrimos algo que debería ver. Venga al laboratorio.
-¿Qué es? Yo quiero saber, es conmigo que están experimentando -Preguntó y reclamó Rick.
-Tenga paciencia, cuando regrese lo pongo al tanto.
-Es que no soy un conejillo de india.
El mayor no dijo nada y se fue.
En el laboratorio, completamente avanzado, las terminales informáticas analizaban miles de posibilidades macrobióticas del virus, los modems chillaban constantemente y tubos con líquidos bullían.
-Doctor explíqueme sin tanto tecnicismo que fue lo que descubrió.
-Si Mayor. Hemos aislado la sangre del sujeto, usando solamente los residuos que ésta deja, es decir la basura de la sangre, y al colocarlo en el tubo con el virus paso…mírelo usted mismo.
El mayor miró por un microscopio y vio como células se movían frenéticamente, las había de dos colores, oscura y otra gris, la gris parecía consumir la oscura, por un momento pero luego la oscura avasallaba a la clara.
-Explíqueme esto doctor.
-Si, en un principio las células defensivas lograron destruir el virus, pero éste es muy fuerte, pero tengo la solución…debemos probar con la orina del sujeto, creo el liquido descartado por los riñones produce el antídoto con la fortaleza necesaria para revertir a los caminantes.
-Y que espera, vamos a visitar al paciente.
-Señor Grimes, creemos haber encontrado la forma de invertir el proceso viral de los no muertos, es fácil e indoloro…debe facilitarnos su orina, hemos traído un frasco y queremos que deposite aquí su pis.
-Me van a tener que disculpar, pero hace segundos hice pipí, pueden esperar unos minutos.
-Está bien Grimes. Tráiganle agua, así se acelera el proceso.
El experimento dio resultado, capturaron un zombi con vida y lo convirtieron en humano nuevamente. Rick, pensaba que hubiera sido si no hubiese matado a su familia, principalmente a su hijo y sus amigos, quizás los hubiera curado.
Después de haberse curado completamente de las heridas, Rick recibió una propuesta del Mayor, ir a la casería de los caminantes, para poder curarlos, él después de pensarlo, y convencido que con esto iba a calmar su conciencia aceptó y con un grupo de soldados entrenados para enfrentar cualquier adversidad se lanzaron al mundo devastado, al Apocalipsis mundial que el propio humano causó y que ahora debía revertir a costas de cualquier sacrificio, pero no iba a ser fácil, ellos pensaban que inyectando el antídoto todo se iba a solucionar, lo que no sabían era que ellos ahora se estaban reproduciendo, y nacía desde las ruinas una raza superior, una raza evolucionada e indestructible, una raza más inteligente, una raza con consciencia y decisión. Los niños nacían y crecían de manera acelerada, y ellos mismos mataban a sus padres para poder poblar el planeta a su imagen y semejanza.
El Apocalipsis es ahora…esto recién comienza
-Estamos siendo…ayuda…manden refuer…-La radio reprodujo un sonido blanco y chillón por última vez, en la base se escuchaban los pedidos de auxilio de la unidad especial, pero no quedaba nadie para responder, todos habían muerto. Los malditos zombies les habían cortado el cuello y se comían los sesos, les arrancaban todas sus extremidades y la sangre volaba por el aire como una erupción colorada.
Rick pudo escapar a duras penas, ahora estaba solo, una carrera contra reloj le aguardaba, tenía varias ampollas con el antídoto pero el sabía que no le iba a alcanzar, entonces emprendió la búsqueda de alguien que le ayude, algún científico que pueda producir más liquido, el liquido de la salvación. Esa carrera comenzó y su historia se está por contar…
No esperen que yo la cuente, véanla en la tele, aunque en versión original y no ésta que sale de mi humilde imaginación. Chau…ah tengan cuidado, antes de acostarse miren debajo de sus camas, quizás…Alguien me toco la espalda…es…es…es un Walking Dead.

English version

martes, 1 de febrero de 2011

El mundo de los no muertos.

El mundo de los no muertos.

Estaba leyendo una noticia sobre un joven que se había suicidado y pensaba “qué pasará con el alma de esta pobre gente” Y de pronto un eco atravesó mi mente, me maree y empecé a vomitar algo color verde, terminé tirado en el suelo y temblando.

Cuando despierto estaba acostado en una cama, no se en que lugar. Era una habitación grande, con grandes ventanales y cortinas translucidas de color blanco que flameaban con el aire que entraba de afuera. En el aire se olía un aroma a pino y se respiraba una paz que excedía los límites normales. ¿Dónde me encontraba…?no se. Miro un espejo que estaba delante de mí y veo una silueta de un joven sentado, vestido de negro, con su cabeza entre las piernas.

-¡Por qué! –Me grita y la piel empieza a desgarrarse del cuerpo y sus ojos se transforman a un color totalmente blanco y se acerca a mí…

El mundo de los no muertos (La Luz)

Rápidamente me levanto y salgo corriendo, un temor extremo me invade, el joven se acerca a mi y extiende su mano como queriendo tocarme, pero yo corro, veo una puerta, sin medir, la abro, al traspasarla la cierro y la trabo para que no pueda entrar. Alguien me toca el hombro, era el joven pero esta vez su cuerpo no estaba desgarrado, si con algunas marcas en la cara, como que la piel de a poco se le iba cayendo.
-Nunca podrás salir de aquí, no vas a escapar de este castigo –Su voz sonaba espectral.
-¿Quién sos? ¿Qué hago acá? –Pregunte.
-Sos lo que provocaste, sos nada, ni muerto ni vivo, estas en éste mundo que no te lleva ni al cielo ni al infierno, aquí hay miles de almas, como vos, como yo, que cometieron este error –Respondió.
-Yo me voy de aquí –Y Salí por la otra puerta que estaba del otro lado de la habitación.
Cuando vuelvo a entrar en el otro cuarto, era idéntico a los demás y ahí estaba el muchacho, pero esta vez con el rostro más reconocible.
-Pero…sos muy parecido a mí, como es posible.
-Es que somos uno, son tus diferentes estados del alma en el infinito inframundo de los no muertos y no vivos. Cada puerta que abras te encontraras, nos encontraras por toda la eternidad.
Entonces miro por la ventana, y lo que vi me aterrorizó mucho. Ya el olor a pino había desaparecido, la paz que sentía en todo mi ser se había esfumado, vi mucha oscuridad, cielo sin sol y sin celeste, todo gris, el olor era putrefacto, pero lo más aterrador eran las almas que caminaban por allí, almas vestidas de cuerpos, todas sufriendo, gritando desgarradamente, arrastrándose en sus penas proclamando piedad, y un rayo corta el cielo en cien partes.
Giro y veo el espejo nuevamente, allí seguía el joven, sentado con su cabeza entre las piernas, apoyando sus pensamientos en su regazo. Agarro un crucifijo roto del suelo y lo tiro con todas mis fuerzas hacia el espejo…y se rompe una luz emerge de el, una luz muy brillante y persistente, no veo nada, el brillo atenúa, veo figuras que se mueven la luz se normaliza. Se donde estoy ahora, se que a veces el fin es la entrada a un comienzo renovado.

-Aplíquenle, tres dosis de éste medicamento y háganle un lavaje de estomago.
-¿Qué pasó doctor?
-Cálmese, intento suicidarse tomando pastillas, pero lo salvamos. Todo tiene solución en la vida, mire usted, hoy hasta la muerte tuvo esa mala suerte de no ganar.

Amigos tomen esta historia como mejor le plazca. El suicidio es un acto de cobardía a la vida que nos dieron. Se que hay casos extremos y se que por la muerte un hijo hay gente que hace cualquier cosa, yo no se que haría, pero si esta acción de matarse conlleva a vivir lo que vivió mi personaje, es mejor llorar eternamente la perdida, a vivir eternamente penando.
Maxymo.

viernes, 28 de enero de 2011

Oportunidad (Cuento reflexivo)

 

Oportunidad

Estaba sentado en el medio del desierto, un bebé hermoso de piel blanca y ojos de cielo. A su alrededor, el viento soplaba a la nada, solo la arena volaba como estela de lo que fue. El suelo se agrietaba de resequedad y todo era una llanura inmensa. Él, allí inconsciente de la realidad, movía sus brazos como jugando con las sombras que proyectaba el sol intenso sobre su cuerpo, no se inquietaba. De pronto a su lado, zigzagueante un trébol de cuatro hojas resurgía de entre las grietas del suelo, el viento la torcía pero no lo doblegaba, persistía como el bebé.
El nato quiso gatear para encontrar su destino, observó el trébol que no se movía y decidió quedarse y que la plantita de una vez lo comprenda, que sepa las intenciones de viajar hacia algún lugar donde el vacío deje de ser su única compañía. Era impune al sufrimiento, al dolor, a los sentimientos humanos. Su alma alejaba demonios que surcaron esta tierra alguna vez y su mirada ajaba el horizonte con esperanzas del renacer.
Espejismos de una vida aparecían como destellos espontáneos, imágenes que son pasado, y de un pasado que no debe retornar, voces casi balbucientes lo distraían y él rotaba la cabeza buscando la fuente de ese sonido. Oyó un árbol caer, en su inconciente había heredado los sonidos del mundo muerto, después, llantos y ruegos lo expiaron de divinidad y perdón, estruendos ensordecieron sus sentidos de violencia hasta doblegarlo ante la paz. Una manada de animales se abalanzó sin levantar arena por sobre el desierto seco, animales extinguidos por la bondad de la muerte que agraciaban las manos de mil demonios terrenales vestían el silencio con ecos retardados.
Y llegó la noche, estrellas danzarinas batían su brillo incandescente como puntos sin sombras que enarbolaban el manto negro que cubría el cielo. Él extendió su mano para tocarlas pero ellas se defendieron pinchándole el dedo, es que no estaban acostumbradas a ser tan observadas, tantas noches de iluminación indecorosa servían como muro y su majestuosidad onírica sostenía el subterfugio del anonimato. La luna reía del otro lado del mundo, cómplice de las estrellas después de pactar el trascendente acto.
Nuevamente la mañana, un cause retoña a lo lejos, tan real como su humedad, un hilo de agua llega hasta el bebé, fresca y sediciosa que vence a la sed, que desde ese momento fue parte de su humanidad. El trébol seguía a su lado como un protector de su espíritu.
Un árbol nace a su espalda, imponente en pocos minutos, frutos lo visten como ángeles solventes de saciar el hambre que de a poco poseía al bebé. Un recuerdo malicioso se enroscaba por el tronco vestido de ambición, ofreciéndole poder, dominación de los ejércitos celestes y oscuros, pero él no accedió, una manzana cayó de la copa y fue lo que salvó la integridad de su cuerpo, ya era humano.
Pronto el sol abrazó la vida, creando con sus brazos formas y colores por todos lados la naturaleza ya no era un recuerdo.
Rayos surcaban como partiendo el limbo nuevamente negro, y caían sobre la tierra dando vida a las manadas que en la mente del niño una vez fueron efímeras.
El desierto dejó de serlo y el niño dejó de ser inmune, ahora lloraba, sentía en su pecho como su corazón absorbía sentimientos desarraigados y desconocidos.
De pronto miró sus manos y quedó detenido en el tiempo, hasta que estas crecieron junto a su cuerpo, se sentía solo, pero Él supo de su necesidad… en una roca sin grises, al lado del trébol que el joven tanto cuidaba, una luz brillaba cada vez más fuerte, era tanto el resplandor que cegó momentáneamente al ahora adolescente, pero de a poco fue todo más claro, el resplandor se disipó y ella apareció con rostro sin espinas, con la piel pulida de impurezas, con ansías de madre y belleza ancestral. Nació el amor, nacieron las necesidades de ser más, nacieron los sentimientos, las broncas, los temores.
Siempre latente enroscándose por la vida, los demonios de un mundo que ya no existía más los perseguía. Fue un mundo destruido por la avaricia humana, por la incomprensión de las razas y las creencias, por la obediencia a líderes sin estandartes y acorazados por bastiones sin fortaleza sentadas sobre bases de mentiras e indulgencias, ese mundo murió hace años y nació nuevamente la vida, alguien dio otra oportunidad, el que cree en Dios fue él, el que cree en otra cosa, pues eso será. Pasó un tiempo, todo transcurría en forma pacifica, la tierra se había poblado y los fantasmas del pasado querían regresar. Ese día las nubes se arremolinaron y el cielo se acongojó, truenos sonaron en el limbo y las nubes se abrieron…alguien habló.
-He creado nuevamente el mundo para ustedes…cuídenlo.
                                                                                             
                                                                                              Final del comienzo

Maxymo

jueves, 27 de enero de 2011

Inquietante (¿Será cuento?) Final


Imagen de internet autor desconocido.
El video del científico.
Hola, me ven, me oyen. Me imagino que ya han descifrado el código, si es así deben llegar al laboratorio urgente, mes escuchan, sin perder tiempo, antes de que los universos sigan entrelazándose e impedir que nuestros similares se asimilen con nosotros. Pronto habrá más caos. Acá abajo figura la fecha de éste video, cuando lo vean cuenten 12 horas y encontrémonos allí.
Yo y mi hijo.
Mi hijo, me dijo que ni loco vamos para ese lugar, yo le contesté, vamos si o si.
El camino fue complicado, mucha desolación y devastación, ahora del universo paralelo venían cosas extrañas, pero al fin llegamos, y vimos al científico allí parado, con mi hijo nos frenamos, pues el estaba de espalda y no sabíamos si él se había transformado, -¡vamos!- gritó el hombre.
Introduzcamos de una vez ese código de porquería, es basura, un virus que espero revierta todo.
-Lo bajamos en este pendrive, lo ensamblamos en Visual Basic- Dije
-Bien, es un virus indetectable, ninguna base de datos lo va a detectar porque es casero.
-Pero los Firewall van a eliminar la entrada – Observó mi hijo.
Logramos entrar al laboratorio.
-Ya estoy dentro del cerebro de la maquina, fue fácil desactivé el Firewall. Ustedes vigilen.
-Apúrese, mire cuantos hay y se están acercando –Con temor espeté.
Después de 10 minutos de oprimir teclas, mover palancas, el acelerador arrancó, el ruido ensordeció a todos, el piso tembló, una onda nos atravesó y parecíamos duplicarnos, yo veía uno igual a mi que salía de mi cuerpo como un alma, transparente…El tiempo dio un paso atrás, y otro y volvimos al principio…ya no me acuerdo de nada…es un día normal, con mi hijo programando computadoras otro día más, aburrido como el de ayer, no se..
-Hijo, tengo un Déjà vu, como que esto ya lo viví.

Maxymo

martes, 25 de enero de 2011

Inquietante (Será Cuento) El renacer de los otros.



Imagen de mi autoría...y yo
Continúa la nota del científico
…la acertada fue que se había abierto un portal hacia un universo desconocido, un universo paralelo, y que esos cuerpos que renacieron de las entrañas de ellos mismos, en ese momento, seguramente, estarían haciendo los mismos experimentos del otro lado, y tal vez, al universo subsiguiente mis colegas fueron transportados hacia allí.
No lo podía creer, eran idénticos por lo que lograba ver debajo de toda esa sangre. Ellos poco a poco se iban reincorporando, se ve que el viaje les había producido mucho dolor porque gritaban desgarradoramente, a mi todavía no me habían visto, puesto que todos ellos observaban hacia el lado contrario donde estaba yo, que seguía en esa burbuja, entonces golpeo el vidrio, fue el peor error que cometí…al darse vuelta esas personas no se parecían en nada a mis compañeros, sus ojos eran completamente negros y se venían hacia con intenciones no amigables. Gracias a Dios el vidrio era bastante fuerte y resistiría algunos minutos como para lograr escaparme e idear un plan para invertir el proceso e iniciar la restauración del tiempo-espacio, pero el vidrio no resistió tanto, y ellos tenían demasiada fuerza…la verdad, no se qué eran.
Corrí tan fuerte como pude, ellos me seguían detrás con propósitos que yo desconozco. Por la desesperación no me percaté del exterior que me rodeaba, sólo corría como jamás lo había hecho, hasta toparme con un auto con las puertas abiertas, dentro una mujer, tomaba con ambas manos el volante del coche y le digo –Acelere señora –pero ella ni se inmutó, es más, al darme cuenta la situación, observe en el suelo del vehículo un gran charco de sangre(situación similar a la de mis colegas), hasta ese momento ella tenia los ojos cerraros, cuando los abrió, quedaron al descubierto esos ojos completamente negros y fríos, para colmo estaba embarazada, me imaginé que el bebé podría nacer en ese momento y ser un…una cosa de estas que ignoro su naturaleza. Me armé de fuerzas y le di una patada a la mujer hasta que salió despedida por la puerta, antes de todo esto ella conducía, y me pasé del lado del conductor inmediatamente, mientras tanto miraba por el espejito retrovisor como se acercaban esas cosas a una velocidad increíble, y si eso no fuera poco no podía hacer arrancar el maldito auto…al fin aceleré pisando el pedal hasta el fondo.
Ya en la ruta y con un poquito de calma me dediqué a recapacitar y darme cuenta que todo a mi alrededor era una consecuencia de lo sucedido en el laboratorio…Vi edificios en llamas, coches destruidos, helicópteros estrellados contra el suelo, humo por todos lados… ¿qué pasó? Me pregunté.
Si alguien lee esto voy a dejar un mensaje por si a caso existe alguien que pueda entrar al laboratorio y con los parámetros ocultos en ese código invertir la circulación de las partículas para que, tal vez, todo vuelva a ser como antes, además, en ese código hay otra nota mía con mas experiencias sucedidas en esta desdicha, no es una nota textual, es un video filmado en mi clandestinidad de este mundo que dejó de ser el mío, invadido por…estoy confundido.
Primero interpretemos los códigos Del video... (le dije a mi hijo) y así pudimos reproducirlo con un sencillo códec (Un códec de video es un tipo de códec que permite comprimir y descomprimir video digital): -Acá estoy… bien… ¿se escucha? –unas interferencias entrecortaban la imagen…igual se veía, pusimos pausa, mientras tanto, con mi hijo, intentábamos, descifrar los otros símbolos, se trataba de una codificación binaria, que se tradujo así…

domingo, 23 de enero de 2011

Inquietante (¿Será cuento?) desciframiento, la partícula Divina.


Continua la nota del científico (desciframiento)

…algo salió mal. En ese momento yo me encontraba en una cámara polarizada revisando unos instrumentos y me protegía un campo magnético que sirve para expeler cualquier radiación que pudiese escaparse. Se aceleraron las partículas (el Gran Colisionador de Hadrones estaba en marcha), el primer instante del universo iba a ser simulado, cada científico ocupaba su puesto, empezó el conteo inverso, un ruido estrepitoso se oyó por todos lados (era normal) las maquinas trinaban, el sonido de pronto ensordeció a los presentes, las pantallas de las terminales informáticas titilaban hasta que un pulso electromagnético barrió la zona, parecía una explosión termonuclear pero sin fuego y sin destrucción, era como una oleada blancuzca que se diseminaba por todos lados. A mi esa onda me esquivó pero a los demás los atravesó, no paso nada, se movían, se miraban entre ellos como preguntándose qué pasó, hubo un silencio espantoso y todos cayeron al piso desplomándose sin reparos, yo miraba atónito, me sentía protegido. Segundos antes cerré el laboratorio sellándolo según las normas de seguridad y extendiendo el campo de protección magnética a toda la estructura edilicia que componen ese gigante recinto.
Cientos de hombres y mujeres habían quedado tendidos en el suelo, aparentemente sin vida, pero no fue así. Minutos más tarde, al unísono sus cuerpos abandonaron ese estado de sosiego y un temblor se posesionó sobre ellos vomitando espuma por sus bocas, al instante una cavidad que abarcaba desde su pecho al estomago se fue abriendo lentamente, la sangre brotaba y desde el interior emergieron figuras, conocidas para mí; eran ellos mismo. En esos pocos segundos hice miles de conjeturas y la acertada fue…

viernes, 21 de enero de 2011

Inquietante (¿Será cuento?) Continuación.

Queríamos traducir esos caracteres y transformarlos en funciones de teleimpresores antiguas, reemplazamos cada letra por el comando correspondiente, utilizamos una tabla para pasarlo de binario a decimal y éste hexadecimal…en fin, lo pudimos hacer de la siguiente manera…
Como vimos que los caracteres resaltados (6D6E627164606D^H“)estaban en su conjunto en mayúscula y en negrita (redundante ¿no?) utilizamos esos encriptados datos, quedó así.
Era información Hexadecimal 6D(ERA LA LETRA M) 6E(LA LETRA N) cada reemplazo quedó así: MNBQD`M^H, nada tenía sentido, lo inquietante fue que al traducir ^H significaba RETROCESO en el lenguaje informático, entonces restamos a cada letra un numero; quedando NOCREAN, más abajo del mail había otros letras de las mismas características, utilizando el mismo método (no explico porque es tedioso), desciframos el resto del mensaje que rezaba así HAYOTRAVERDADDEBAJODELAALFOMBRA.
La frase al ordenarse se ilustró de esta manera NO CREAN HAY OTRA VERDAD DEBAJO DE LA ALFOMBRA, le dije a mi hijo –Cuando levantas la alfombra siempre hay cosas perdidas, ocultas. En este caso creo que la alfombra es el mail, y el verdadero mensaje esta oculto en el lenguaje de programación…también pensamos que podría tratarse de una publicidad oculta, en un virus disfrazado, pero no…
Guardamos el mensaje en una carpeta y mediante un programa que lee el código de ensamblaje, leímos el archivo fuente, dentro de él se ocultaba un link hacia una dirección web sin dominio (.com o .ar o .gov, etc.) era una dirección https// y no http// (esta última usada para sitios web comunes) la dirección era https://espace.cern.ch/acc-tec-sector/default.aspx (real). Entramos y esta © titilaba en un titulo ubicado casi debajo del site: The CERN accelerator complex ©CERN. (para el que no conoce es un gigantesco laboratorio cuya siglas traducidas; en francés Conseil Européen pour la Recherche Nucléaire, es decir, Consejo Europeo para la Investigación Nuclear) Hicimos clic y una hoja tipeado a maquina de escribir, (se ve que la habían escaneado y transformada en jpg o sea imagen) Con este mensaje:
“Todo los noticiarios del mundo dicen que el CERN cerrará sus aceleradores de partículas hasta 2012 debido a recortes presupuestarios. Es mentira. Logramos acelerar las partículas a la velocidad de la luz, eso generó un agujero negro tamaño atoamstrong y algo pasó, algo se desfasó, algo salió…

¿Continuará?...Díganmelo si quieren...